El tiempo y el interés compuesto

tiempo interes compuesto

 

El tiempo, ¿amigo o enemigo?

Si hasta el momento lo único que has hecho ha sido ahorrar…

El tiempo ha sido tu enemigo.

¿Por qué?

Porque la inflación año a año erosiona tu poder adquisitivo.

Imaginemos que a principio de año tenías 10000 € ahorrados.

Cuando acaba el año índice de precios al consumo (IPC) ha subido del 2%.

Pues bien, vamos con un ejemplo, eso quiere decir que:

A principios de año había una moto que costaba 10000 €.

¡Exactamente la misma cantidad que tenías ahorrada!

¡Qué casualidad de ejemplo! ¡Ja!

Al final dudaste si gastarte el dinero que tanto te había costado ahorrar en una moto…

Y decidiste que no la comprabas.

Total que doce meses después te vuelve el runrún de la moto (nunca mejor dicho runrún).

Y decides que total el dinero en el banco no hace nada.

Lo cual es verdad pero no por eso la moto es la mejor opción…

Retomo el hilo, que me lío.

Vamos que decides comprarte la moto.

Vas al concesionario y…

Como ha subido un 2% lo que valía 10000 € ahora cuesta 10200 €.

Lo mismo ahora es más caro.

Pero tu dinero siguen siendo 10000 €, no son 10200 €.

¿Lo pillas?

La inflación año a año hace que tu dinero valga menos.

Al año siguiente te volverá a ocurrir lo mismo.

De modo que si la inflación vuelve a ser del 2%…

La moto valdrá 10404 €.

¡Vaya! La cosa empieza a irse de las manos…

La inflación es un monstruo invisible que desgasta tu dinero.

¡Ojo! Vuelvo a lo de antes.

No me malinterpretes.

No te estoy diciendo que te compres la moto cuanto antes.

Simplemente quiero que entiendas que si no haces algo con tu dinero…

¡Estás perdiendo!

¿Y qué te aconsejo hacer?

Pues conseguir que tu dinero haga dinero.

 

La inflación es un impuesto sin legislación.

Milton Friedman

 

Y como podrás imaginar no nos vale cualquier ganancia.

Si el rendimiento de los ahorros no es mayor que la inflación seguiremos perdiendo poder adquisitivo.

 

Es crucial conseguir que nuestro dinero rinda más que la inflación.

 

Dicho esto ya sabemos qué tenemos que hacer para que el tiempo sea nuestro amigo.

¡Qué nuestro dinero rinda por encima de la inflación!

Así año a año nuestro dinero irá creciendo.

Y si somos lo suficientemente hábiles y constantes…

Nos veremos gratamente agraciados por la magia del interés compuesto.

 

¿Qué es el interés compuesto?

El interés compuesto es como una bola de nieve ladera abajo.

Cada vez se hace más y más grande.

Cada ganancia obtenida se incorpora a nuestro dinero.

De esta forma la próxima vez siguiente conseguimos un beneficio de nuestro dinero y de la ganancia pasada.

Dicho de una manera un poco más técnica:

El interés compuesto es un sistema que capitaliza los intereses.

Puede parecer algo poco importante.

Pero nada más lejos de la realidad.

Con el paso de los años el resultado puede llegar a ser espectacular.

¡Con el paso del tiempo nuestro dinero puede aumentar de manera exponencial!

 

El interés compuesto es la fuerza más poderosa del mundo.
Albert Einstein

 

Si quieres beneficiarte del interés compuesto tienes que hacer algo tan difícil como invertir ya… y esperar.
¡Todo lo que tienes que hacer es nada!

 

A continuación te adjunto una tabla y una gráfica.

Con ellas podrás comparar fácilmente la diferencia de rendimiento entre el interés simple y el compuesto.

Los cálculos son con un hipotético interés anual del 10%.

He elegido un 10% no porque sea lo habitual.

Es que así es más sencillo ver la evolución.

 

tabla evolucion capital interes compuesto

 

Al principio no parece que haya una gran diferencia.

Pero con el paso de los años…

Reinvertir una y otra vez los beneficios marca la diferencia.

 

 

En la gráfica puedes apreciar de una manera más visual cuál es la evolución.

En 20 años el mismo dinero llega a ser más del doble con el interés compuesto que con el simple.

Si a eso le añades aportaciones periódicas…

El resultado es simplemente espectacular.

 

¿Cómo me beneficio del interés compuesto?

Uno de los factores clave es el tiempo.

Beneficiarte de eso es muy fácil.

Basta con que no hagas NADA.

Que dejes pasar el tiempo.

Y… Bueno…

¡Que no te mueras!

El otro factor es la suma.

¡Al loro con esto!

Como hemos visto, en el interés compuesto afecta tanto la suma como la resta.

Así que para obtener el máximo rendimiento hay que evitar cualquier pérdida de capital.

 

Para obtener un máximo rendimiento vigila las comisiones y evita pagar impuestos.

 

Los dos factores más habituales de erosión de la productividad de nuestro dinero son:

  • Las comisiones
  • Los impuestos

Para mantener las comisiones a raya tendremos que elegir los brokers más económicos.

Ahora bien, no vale ir a por el más barato sin más.

Deberemos cuidar que este sujeto a regulación para no sacrificar la seguridad de nuestro dinero.

En cuanto a los impuestos…

No está al alcance de todos eludirlos legalmente.

Pero sí que podemos demorar su pago.

 

Demorando el pago de impuestos el dinero permanece en nuestro poder mientras sigue rindiendo para nosotros.

 

¿Cómo?

  • Evitando vender las acciones y/o ETFs.
  • Transfiriendo el dinero de un fondo de inversión a otro.

En el caso de las acciones y ETFs al no vender matamos dos pájaros de un tiro.

  1. Nos ahorramos comisiones de compra/venta.
  2. Demoramos el pago de impuestos por las ganancias obtenidas (plusvalías).

Encima al no pagar estos impuestos…

¡Siguen en nuestro poder generando rentas para nosotros!

¡Y eso es mucho dinero!

Seguro que no tengo que darte explicaciones para que me creas…

En el caso de los fondos de inversión te recomiendo usar un Robo Advisor.

Así no tienes nada de qué preocuparte.

Será el propio sistema el que realice los movimientos.

Hay otras formas de disminuir los impuestos a pagar, pero trascienden por mucho el objeto de este artículo.

Tal vez te interese:

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top